¿Son importantes las harinas para el consumo humano?


Las harinas no son siempre el alimento más adecuado para todos. Conoce en qué casos es mejor no incluirlas en tu dieta.

¿Son importantes las harinas para el consumo humano?

Además de las harinas de trigo, avena, quinua, maíz y centeno, existen otras a base de tubérculos y legumbres, especiales para celiacos.

Todo alimento brinda diferentes nutrientes (como carbohidratos, proteínas, vitaminas y minerales) que cumplen un rol importante en nuestra salud. Las harinas no son la excepción. Según la nutricionista Marilyn Espantoso, si no incluimos este alimento es posible que se produzca una falta de complejo B1, B2 y B3, responsables del correcto funcionamiento del sistema nervioso.

Las harinas están presentes en casi todas las comidas y su consumo es parte de nuestra cultura. Sin embargo, el 1% de la población no puede procesar gran parte de ellas debido a su intolerancia al gluten.

¿QUÉ ES EL GLUTEN?
Es un grupo de proteínas presente en cereales como trigo, centeno, cebada, avena, entre otros, que proporciona gran cantidad de energía al organismo. Según la Asociación de Celiacos del Perú y Sensibles al Gluten, hay un 17% de personas que sin ser celiacas ni alérgicas al gluten, deben excluir o reducir al mínimo su consumo para no ocasionar efectos adversos en el organismo.

Sin embargo, las empresas en el Perú no están obligadas a rotular los alimentos libres de gluten. Por eso, la mejor recomendación es leer la etiqueta siempre y asegurarse de que el producto no esté hecho “a base de malta, trigo, centeno, avena y cebada”.

Marilyn Espantoso indica que los celiacos agrupan a una gran variedad de sensibilidades a los alimentos. Por ejemplo, hay algunos que sí toleran la avena, mientras que otros no. De igual manera, muchas de estas personas con intolerancia al gluten pueden desarrollar también intolerancia a la lactosa. Por esta razón, es importante que cada paciente lleve un tratamiento personalizado a cargo de un nutricionista.

OTRAS ALTERNATIVAS
Por su parte, la nutricionista Mariana Hidalgo nos explica que se puede obtener harina de distintos cereales como el trigo, avena, quinua, arroz, maíz y centeno; pero que estas no son las únicas opciones. Pensando precisamente en los celiacos, también existe la harina de tubérculos (camote, maca, papa y yuca) y de legumbres como los garbanzos.

 

Fuente: elcomercio.pe